jueves, junio 20, 2024
jueves, junio 20, 2024
6 C
Misiones
InicioPoliticaMiguel Ángel Pichetto: “Yo estuve con todos pero fundamentalmente estuve con la...

Miguel Ángel Pichetto: “Yo estuve con todos pero fundamentalmente estuve con la Argentina”

Políticos en el Recreo – Miguel Angel Pichetto

Le pregunté a chat GPT: ¿Se rió alguna vez Miguel Ángel Pichetto? Me respondió: “No puedo confirmar si Miguel Ángel Pichetto se ha reído alguna vez”. ¿Será esta entrevista la primera vez en la que te rías públicamente?

(Risas) Tengo humor, pero un humor algo negro.

Dejémoslo ahí mejor, por ahora. ¿Con qué libro definirías a este gobierno?

Hay un libro de Jerzy Kosinski que se llama “Desde el jardín”.

¿Por qué lo definirías así?

Por el personaje que gobierna, que vive en un mundo paralelo. Mira desde el jardín como se desarrolla la vida. A Alberto en particular lo podríamos identificar con el libro de Miguel Bonasso, “El presidente que no fue”. Perdió una oportunidad de ejercer un liderazgo de ejercicio.

¿Con qué libros definirías el “si no es todo, es nada” de Patricia Bullrich?

Hay un libro que narra la historia del jefe del ERP, Mario Santucho, se llama “Todo o nada”. “Todo o nada” es una cosmovisión de la revolución o la muerte. No es propia del sistema democrático.

¿Considerás entonces que esa consigna no es propia del sistema democrático?

No, no lo es, porque era la consigna de uno de los movimientos revolucionarios de izquierda más duros que tuvo la Argentina. El ERP tenía una cosmovisión militarista mucho más fuerte que Montoneros incluso. Pero bueno, no creo que se hayan dado cuenta cuando hicieron ese spot de campaña. Hay que conocer la historia. Hay algunos publicista que son buenos, pero son ignorantes de la historia.

¿Un libro para definir a Javier Milei?

“El juguete rabioso”, de Roberto Arlt. Está enojado con todo el establishment, con la casta, con todos los sectores.

¿Con qué libro definirías tu pertenencia actual a Juntos por el Cambio?

Con un libro que hice con un periodista, Carlos Roberts. Se llama: “Capitalismo o Pobrismo”. Este gobierno se ha abonado a la patria del pobrísimo: movimiento sociales, “recemos mucho y demos planes”. Es mejor que la Argentina sea pobre o uniformemente pobre. Yo creo que la salida de la Argentina es un capitalismo productivo. Poner en marcha toda la energía creadora de los argentinos, el mundo del trabajo. Hay que terminar con el mundo “plan” con inteligencia. Tampoco de un día para otro. El camino tiene que ser que la gente se levante a la mañana y vaya a trabajar.

Durante la presidencia de Mauricio Macri, aumentaron la pobreza y los planes sociales…

Es cierto. Yo lo calificaría como un buenísimo estúpido. Algunos muchachos que estaban en el gobierno habían hecho plata, eran empresarios, algunos estaban en el sector financiero y tenían culpa. Entonces el domingo iban a la villa, repartían alimentos y daban planes. Y aumentaron los planes. Hicieron un blanqueo e hicieron un esquema previsional que aumentó toda la judicialidad del sistema previsional. El buenísimo es la contracara del populismo, es la parte estúpida del populismo. Es una manera de creer que regalando y dando va a resolver los problemas. Y bueno, creo que Macri lo asumió esto como una autocrítica. Se dio cuenta que se había equivocado, creía que los tenía contenidos y sin embargo le cortaban todos los días la calle. Hacían lo mismo que ahora.

¿Y con respecto al aumento de la pobreza?

El aumento de la pobreza es un factor que también tiene que ver con cuestiones que hacen al sistema político y económico argentino. Si vos creés que resolvés los problemas de la gente dando planes, lo que haces es aumentar el gasto público. Y como tenés que contener además un gasto público excesivo, lo que haces es aumentar la presión impositiva y por lo tanto también impacta en el empresario, en la pyme. Si vos mantenés su modelo laboral antiguo anclado en los 70, no generás trabajo y aumentás pobreza. Y después se arma también el “mundo plan”, donde aparecen los intermediarios, los gerentes. El pobrismo tiene esta característica, es una cultura, pero también hay gerentes que intermedian, que son muy hábiles, que conforman las verdaderas multinacionales de la economía argentina. En donde el Estado pone la plata, lo financia, no tienen pérdida, no pagan impuestos. Es extraordinario. Para salir de la pobreza hay que ir al mundo del trabajo y de la producción. Hay que bajar la carga impositiva, hay que modernizar las normas laborales, hay que crear condiciones para que Argentina vuelva a crecer.

Pasemos ahora a “Cómo empezó, cómo terminó”. Cómo empezó:

Miguel Ángel Pichetto junto a Cristina Kirchner
Miguel Ángel Pichetto junto a Cristina Kirchner

Cómo terminó:

Miguel Ángel Pichetto junto a Mauricio Macri (REUTERS/Agustin Marcarian)
Miguel Ángel Pichetto junto a Mauricio Macri (REUTERS/Agustin Marcarian)

¿Qué pasó, Miguel Ángel?

Yo estuve con todos, pero fundamentalmente estuve con la Argentina. Te puedo contestar con una frase de una biografía de Charles Maurice de Talleyrand. Primero había sido cura, y luego en la Revolución, en la asamblea, expropió todos los bienes de la Iglesia. Después fue canciller del emperador Napoleón. Después de Waterloo estuvo con el rey Luis XVIII que volvió a la monarquía. Y cuando el rey lo manda de embajador a Inglaterra, le dice: “Nunca pensé que iba a conocer una persona tan despreciable como usted, cómo pudo haber estado usted con fulano, mengano”. “Usted se equivoca, siempre lo importante fue Francia”. Bueno, para mí lo importante fue la Argentina. Yo estuve con todos.

Sos muy crítico del Papa Francisco, ¿qué te hace enojar más?:

A) Su defensa de la inmigración.

B) Su idea de la propiedad privada como derecho secundario.

C) Su vínculo con Grabois.

A, B, y C. Yo estoy de acuerdo en mantener el espíritu amplio de nuestra Constitución en la medida que vos tengas una política migratoria de ordenamiento de la población, porque de lo contrario vos has generado un país con una cabeza infernal que es el conurbano, donde está estructurada la mayor consolidación de la pobreza en Argentina. Después, si la propiedad privada es un derecho secundario, estamos perdidos. Y por último, el vínculo del Papa con Juán Graobis es extraño. Una debilidad tal vez. A grabois cuando lo veo en los spots expresa todo lo contrario de lo que es. “Todos deberíamos tener una casa, todos deberían tener un trabajo”, ¿y si nadie trabaja? El mundo del trabajo no es el mundo de Grabois. No tengo problemas personales, a mí lo que me molestan son las ideas estúpidas que lesionan fuertemente el interés de la Argentina.

Pasemos ahora a “A favor o en contra”. ¿A favor o en contra de una reforma laboral?

A favor de la modernización de normas laborales. El concepto de reforma remite a una vieja historia negativa en términos de la visión de la sociedad. Hay que modernizar las leyes laborales que están ancladas en la década del 70. El mundo cambió. Ahora la PYME necesita de un sistema de entrada y salida mucho más rápido. No es lo mismo una paritaria de una gran empresa como Techint, que de una metalmecánica de 40 trabajadores en Avellaneda. En fin, modernizar normas laborales es uno de los temas centrales para producir la generación de empleo en la Argentina.

¿De una reforma jubilatoria?

A favor. No hay que dar más jubilaciones a los que no tienen aportes, esa es la reforma jubilatoria que yo pretendo. Dejar de utilizar el sistema previsional para hacer asistencialismo planero. Este es un sistema de igualación para generar un modelo de pobreza jubilatoria. Vos tenés que defender al que aporta, y para defender al que aporta no le tenés que regalar jubilaciones a los que no tienen aportes. Esto me parece que es un tema central. Hay que dejar de hacer esto, porque esto lesiona el sistema previsional argentino.

¿Qué pasa cuando hay trabajadores que durante gran parte de su vida lo han hecho de manera informal?

En esos casos, cuando han trabajado en la informalidad toda la vida y no le han hecho los aportes respectivos, me parece justo. Lo mismo pasó cuando nosotros incorporamos al trabajador rural, que en general trabajaba en negro en una época en la Argentina y que no se le hacían los aportes. El hombre había trabajado toda su vida en un campo y no le habían hecho los aportes. Bueno, ahí hay algo de contenido humanitario. Ahora hacer del sistema una dádiva, un regalo, no. Vos tenés un problema, sos un anciano, tenés un problema. Bueno, hay que resolverlo mediante un sistema de pensión, una ayuda del Estado. De ninguna manera mediante mecanismo previsional, porque vos vas provocando un proceso de crisis en el sistema previsional.

¿Estás a favor o en contra de una reforma tributaria progresiva?

A favor. Este es uno de los elementos más importantes de la política económica que viene. Si vos no bajás impuestos, si vos no ordenaste el sistema impositivo de los municipios y de las provincias y de la nación, es prácticamente imposible crecer en la Argentina e invertir. Vos tenés un país que es más pobre que la Argentina y que además en el siglo XIX ha vivido una guerra de casi exterminio, como es el Paraguay. Hoy tiene una macroeconomía muy ordenada, cobra impuestos muy bajos, 10% en ganancias, no cobra retenciones a las exportaciones, es una de las economías más pujantes junto con Uruguay, y se explica porque la carga impositiva es baja. Ahora, acá tenés un Estado que gasta mucho y por lo tanto tenés una presión impositiva que es una de las más altas del mundo. Vos tenés que ordenar el sistema impositivo para como condición previa también para que las empresas vuelvan a tomar trabajadores. El otro tema que tenés que ordenar es el tema de la judicialidad laboral. Tenés que ir al sistema de mediación rápida, quitar a los abogados del medio. Como diría Napoleón, los comerciantes habían hecho del Código de Comercio 1809 y después lo pasaron a revisar los abogados. ¿Y qué dijo Napoleón? Pobre mi código, lo agarraron los abogados. Pero bueno, después de todo este ordenamiento, tenés que implementar un sistema de impuesto a las ganancias.

¿A favor o en contra de la eliminación de la intermediación de los planes sociales?

A favor.

¿Y de la legalización de la marihuana?

En contra.

¿Del uso de militares en el combate contra el narcotráfico?

A favor.

¿De la ley de humedales?

A favor. La voté.

¿A favor o en contra de la nacionalización del litio?

En contra.

¿De una reforma agraria?

En contra.

¿Y de la dolarización de la economía?

En contra.

¿De la devaluación brusca del peso?

En contra.

Y por último, ¿de un aumento de las regalías mineras?

A favor. La ley minera es una ley de incentivo, para hacer minería necesitas mucha inversión. Por lo tanto, vos tenés que incentivar esa inversión. ¿Ahora, qué pasa? El mundo está cambiando. Hay un requerimiento de nuevos minerales. Argentina lo tiene, tiene litio, tiene cobre, tiene plata, tiene zinc, tiene plomo. Me parece que indudablemente el Estado argentino puede ahí tener un nicho para recaudar en concepto de regalías. Hay que controlar lo que sale, hay que controlar el precio en que salen los minerales, no pueden salir por debajo del mercado internacional. Hay que controlar mucho la salida de la producción de oro, que muchas veces no tiene controles, lo declara el empresario. El sistema tiene que tener un control estatal para cuidar los intereses del país. Creo que ahí hay una potencia económica muy importante para volver a crecer, y para generar divisas que le van a servir para consolidar otro tipo de actividades, para poder reabrir las fábricas del conurbano.

Así que bueno, me parece que sí, que hay que mirarlo.

¿Cómo ves la tensión que hay entre cuidado del medio ambiente y desarrollo productivo?

Las dos cosas hay que hacer, porque de lo contrario la Argentina va a hacer lo que dicen algunos curas de La Episcopal, que son más papistas que el Papa. Les encanta que la Argentina sea pobre, uniformemente pobre. Mientras haya pobres, todos rezamos, damos planes. Argentina no tiene destino. Bueno, hay que hacer minería, hay que cuidar el medio ambiente, hay que hacer petróleo y gas y hay que cuidar el medioambiente. El Estado no puede estar indiferente, pero hay que generar trabajo porque lo que no hagamos ahora en el 2045, 2040, el cambio climático lo va a impedir. El gas y el petróleo que Argentina tiene en Vaca Muerta, y en toda la región patagónica, tienen un tiempo. El mundo va hacia suplantar la energía del combustible.

Pasemos ahora a “For Kids”. Me tenés que responder la siguiente pregunta como si le estuvieses hablando a niñitos y niñitas de 6 años. ¿Por qué un eventual gobierno de Juntos por el Cambio sería mejor que uno de Unión por la Patria?

Porque el gobierno de Juntos por el Cambio no te va a hacer daño como hizo este gobierno. Va a tratar de mejorar la vida de los argentinos. El salario de tus padres está muy mal y han perdido poder adquisitivo. Hay que recuperar los valores del trabajo, de la educación y del esfuerzo.

Veo que te esmeraste para hablarles a los niñitos y niñitas.

(Risas) Sí. Lo hice bastante bien, ¿no?

Vamos a cerrar con “La pregunta emoji”. ¿Por qué apoyas la candidatura presidencial de Horacio Rodríguez Larreta?

La respuesta emoji de Miguel Ángel Pichetto
La respuesta emoji de Miguel Ángel Pichetto

¿Qué significa esto?

Que Horacio está en condiciones de gobernar y ayudar a que los argentinos sean más felices.

Gracias Miguel. Has sonreído mucho más de lo que pensaba durante estra entrevista.

(Risas) Bueno, sí. Hay gente que no me conoce mucho.

Seguir leyendo:

Ultimos articulos

Ver mas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí