El presidente de Aerolíneas dijo que la «desregulación salvaje» lleva a «resultados catastróficos»

Y agregó: «Confío en que la sociedad y que todos los participantes de la comunidad aeronáutica aprendieron que el camino de la desregulación indiscriminada y salvaje no tiene ningún sentido y que conduce a resultados catastróficos».

«Creo que eso está a flor de piel en el sector aerocomercial porque fue realmente lo que ocurrió», dijo. Sobre Aerolíneas, Ceriani afirmó que «quedó claro el rol que tiene y la necesidad que tenemos de tener este servicio público» que hace falta «tanto para la cuestión sanitaria, como conectar personas, como tener acceso al mundo, tener acceso al comercio. Son enseñanzas que, soy optimista, la sociedad los ha adquirido».

Sostuvo también que la pandemia lo que «dejó demostrado fue la importancia del Estado» y que el mercado «no está cuando la gente lo necesita». Por eso -precisó- el Estado «necesita tener recursos» para «atender las necesidades sociales que tiene y que no siempre se miden en plata».

El economista dijo que también quedó demostrado que el transporte aéreo «es un servicio público esencial y que el Estado necesita mantenerlo para el bienestar de la sociedad«, porque «son fundamentales para el desarrollo, para la vida y para la supervivencia de una sociedad».

«Aerolíneas tiene esa función, siempre la tuvo, que es conectar al territorio tan grande que tenemos y tan basto y que muchas veces tiene densidades de población que no son muy altos y no justifican desde el punto de vista de la rentabilidad privada un vuelo con un avión que transporta 150 personas, entonces viene el Estado para garantizar esa conectividad y ese servicio público», dijo Ceriani. «Es rentable desde el punto de vista social, no es rentable desde el punto de vista económico y eso es lo que el Estado tiene que garantizar, que esa rentabilidad social no se pierda», explicó y agregó: «El objetivo en el corto plazo es volver a la operación».

Con respecto a los niveles de actividad de la empresa de bandera, aseveró: «Hay un comportamiento del público muy entusiasta en ese sentido, están aumentando mucho las reservas, desde un nivel muy bajo. Estábamos operando recién al 30, 35% y esperamos cerrar el año operando a un 55,60% lo que es cabotaje respecto lo que fue el año 2019».

Destacó que «hay una recuperación importante todavía desde niveles muy bajos pero en estas últimas semanas y meses se está notando mucho que estamos saliendo y eso se nota en el comportamiento de la gente y se transmite en una mayor demanda de viajes».

Sobre los protocolos que se están implementando el funcionario explicó: «En la medida en que la población está más vacunada, van siendo más sencillos que al principio. Tenemos menos restricciones en lo que tiene que ver con cuarentenas y la gente está adaptada y sabe cómo tiene que informarse y llevarlo adelante. Dentro de esta nueva normalidad va yendo por un carril más o menos fluido».

Sobre la función de la empresa en el traslado de vacunas dijo que «al principio el desafío logístico era muy fuerte» porque era algo «sin precedentes a nivel mundial», pero «eso fue evolucionado» y va a seguir «durante un poco más porque tiene que estar toda la población mundial vacunada». Agregó: «Vamos a contribuir desde nuestro lugar en todo lo que sea necesario».

«Ahora estamos fundamentalmente yendo a Rusia», explicó Ceriani y dijo que «hay algunas restricciones en China que nos están impidiendo acceder a los servicios de rampa por una cuestión sanitaria; cuando se resuelva volveremos a estar trayendo dos o tres vuelos por semana. A Rusia estamos yendo cuando aparecen lotes en forma espontánea».

De la prohibición de transporte de trofeos de caza, dijo que «copiamos una práctica» que hacen «otras aerolíneas en el mundo» para «concientizar» y proteger la fauna argentina.

Escuchá Fm Salto Encantado

Artículo anteriorLos talibanes cumplen tres semanas en el poder sin un Gobierno a la vista
Artículo siguienteEl 1×1 de España ante Georgia